Neuropatía en Monterrey

Asesoría especializada. Acompañamiento constante. Instalaciones adecuadas.

¿Cuáles son los síntomas de la Neuralgia?

La neuralgia es un término médico que describe el dolor neuropático agudo y lancinante que se experimenta a lo largo de un nervio afectado. Esta condición puede ser extremadamente incapacitante, afectando la calidad de vida de quienes la padecen. Los síntomas de neuralgia varían dependiendo del tipo y la causa subyacente, pero en general, el dolor es el síntoma principal y puede presentarse de diversas formas.

¿Cuáles son los síntomas de neuralgia?

La neuralgia se caracteriza por un dolor intenso y agudo a lo largo de un nervio. Los síntomas pueden variar según el tipo de neuralgia, pero generalmente incluyen:

  • Dolor agudo y lancinante:

El dolor característico de la neuralgia es descrito con frecuencia como punzante, eléctrico o como una sensación de ardor a lo largo del trayecto del nervio afectado. Este dolor puede ser intermitente o constante, y suele desencadenarse por estímulos leves como el roce de la piel o cambios en la temperatura.

  • Hipersensibilidad:

Las áreas afectadas pueden volverse extremadamente sensibles al tacto, al frío o al calor, provocando sensaciones dolorosas intensas incluso con estímulos suaves que normalmente no causarían molestias.

  • Parestesias:

Junto con el dolor, las personas con neuralgia pueden experimentar sensaciones anormales en la piel, como hormigueo, entumecimiento o sensación de alfileres y agujas.

  • Impacto en la función diaria:

El dolor severo puede interferir significativamente con las actividades cotidianas, el sueño y el bienestar emocional, llevando a problemas de sueño, ansiedad e incluso depresión en algunos pacientes.

¿Qué puede causar una neuralgia?

La neuralgia puede ser causada por diversas condiciones que afectan los nervios periféricos. Algunas de las causas más comunes incluyen:

  • Neuropatía diabética:

Esta es una complicación común de la diabetes mellitus cuando tiene muchos años de evolución, principalmente si es mal tratada ocasionando niveles elevados de glucosa lo cual daña los nervios periféricos, resultando en dolor neuropático. Este dolor se presenta casi siempre en ambos pies, en algunos casos progresando también a las manos.

  • CIDP (Polineuropatía Inflamatoria Crónica Desmielinizante):

Es un trastorno autoinmune que afecta los nervios periféricos, causando debilidad y dolor neuropático crónico.

  • Neuralgia postherpética:

Es una complicación del herpes zóster, una infección viral que afecta los nervios y la piel, causando dolor intenso y persistente en el área afectada incluso después de que la erupción cutánea haya desaparecido.

  • Lesiones o traumatismos:

Daños directos a los nervios debido a accidentes, cirugías, o fracturas pueden resultar en neuralgia.

  • Compresión nerviosa:

Condiciones como la hernia de disco, el síndrome del túnel carpiano o tumores que comprimen los nervios pueden causar dolor neuropático. Este dolor suele quitarse al liberar el nervio de la compresión, sin embargo, si es crónico es más difícil de tratar.

  • Infecciones:

Algunas infecciones, como la enfermedad de Lyme, el VIH/sida y la sífilis, pueden afectar los nervios y causar neuralgia.

  • Deficiencias nutricionales:

La falta de vitaminas, especialmente las vitaminas del complejo B, puede causar daño nervioso y neuralgia.

  • Medicamentos:

Algunos medicamentos utilizados en la quimioterapia, así como otros medicamentos, pueden tener efectos secundarios que incluyen daño nervioso y dolor neuropático.

¿Para qué sirven las velocidades de conducción nerviosa?

El diagnóstico preciso de la neuralgia y otras condiciones neurológicas a menudo requiere pruebas específicas para evaluar la función de los nervios, uno de los más comunes son las velocidades de conducción nerviosa. Esta prueba es fundamental para determinar si hay daño en los nervios y para localizar el sitio y la naturaleza del daño.

Las velocidades de conducción nerviosa miden la velocidad a la que los impulsos nerviosos viajan a lo largo de un nervio. Un nervio dañado o comprometido debido a condiciones como la neuropatía diabética o la CIDP puede mostrar velocidades de conducción reducidas o anormales. Estas pruebas son útiles no solo para el diagnóstico, sino también para monitorear la progresión de la enfermedad y evaluar la efectividad del tratamiento.

La neuralgia es una condición dolorosa y debilitante que afecta a millones de personas en todo el mundo. Los síntomas pueden variar desde dolor agudo y lancinante hasta sensaciones de hormigueo y entumecimiento, dependiendo de la causa subyacente y la ubicación del nervio afectado. Es crucial buscar atención médica si experimentas síntomas de neuralgia para recibir un diagnóstico preciso y un plan de tratamiento adecuado que puede incluir medicamentos, terapia física y en algunos casos, procedimientos intervencionistas. Además, entender el papel de las velocidades de conducción nerviosa en el diagnóstico de la neuralgia subraya la importancia de la evaluación neurológica detallada para manejar efectivamente esta compleja condición.

Teléfono
81 2089 2244
ó
ó
También puedes enviarnos un mensaje por WhatsaApp para agendar tu cita.

Descubre nuestros artículos más recientes